Cinco cosas que debes eliminar de tu vida para emprender

Cinco cosas que debes eliminar de tu vida para emprender

Como todo emprendedor, siempre tendrás muchas cosas que hacer ya sea en el ámbito laboral como es deberes de tu hogar, por lo que no podrás acabar con toda esa lista de tareas en un solo día.

Lo que debes hacer en este caso es eliminar las cosas que sean de poca importancia, siempre habrá con menor importancia que la otra, y vas a ver cómo tendrás más tiempo para poder realizar con tranquilidad las otras actividades.

Aquí, algunas de las cosas que puedes o considera eliminar de tu vida para que te vuelvas un persona más productiva y eficiente.

 

 

Conmutar

Como emprendedor, tienes un nivel de control que muchos empleados no tienen. Considera deshacerte de tu oficina y trabajar desde tu casa, esto te ayuda a que la relación entre jefe y empleado se fortalezca a pesar de la distancia. Fomenta a tus empleados la comunicación a distancia con todo tu equipo.

Esa hora extra por día puede sumar una mayor satisfacción.

 

Decir que sí

A veces es natural querer caerle bien a todo el mundo y decir que sí a cada solicitud para no quedar mal y puede hacerlos feliz…en un principio.

Cuando fallas al dar los resultados, ya sea porque estás sobresaturado con muchas cosas pendientes o te encuentras molesto y resentido porque aceptaste algo desagradable, el problema con decir que sí a todo se vuelve más claro.

Puede ser difícil rechazar a alguien y arriesgarse a que se decepcionen. Pero es mucho mejor hacerle frente a lo que sabes que eres capaz de hacer, para que cuando prometas algo, todos sepan que lo hiciste con gusto.

 

Mantener una relación que te deje vacío

Todos sabemos que las relaciones excesivamente negativas deben terminar. Nadie necesita a un “amigo” que está constantemente atacándote o haciendo afirmaciones pasivo-agresivas. Si una relación (personal o profesional) es neutral y no contribuye activamente a tu satisfacción y bienestar, considera echarla por la borda.

 

Preocuparse de cosas que no puedas controlar

Reinhold Niebuhr tenía razón. Este teólogo, autor de La Oración de la Serenidad, pide por la “serenidad para aceptar las cosas que no puedes cambiar, el coraje para cambiar las cosas que puedes y la sabiduría para saber la diferencia”.

Preocuparse de cosas de las que tenemos el control puede guiarnos a cambios productivos. Pero estresarse sobre cosas más allá de tu control, como la situación económica del país, no te hará ningún bien, porque no hay manera en la que puedes ayudar. Haz saber tu preocupación y sigue adelante.

 

Pensar que sólo hay una manera

Tenemos frecuentemente una visión en nuestras mentes de una vida perfecta. Nos casaremos, tendremos hijos “x” años después, haremos “x” cantidad de dinero y viviremos en “x” lugar.

Es muy bueno establecer metas, pero es una tortura insistir en ellas. A veces la vida real se atraviesa y no llegas a tener éxito. A veces te ofrece algo aún mejor que no podías haber predicho.

El universo va a ponerte más obligaciones y responsabilidades, a menos que comencemos a decir que no. Detener ciertas actividades nos permite enfocarnos más en lo que de verdad importa y mejorar los resultados progresivamente.

Ábrete a una posibilidad que te ayude a mejorar tu experiencia y reduce tu estrés.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *